Nacional VIRAL

Entre disturbios y cancelaciones, el caos reinó en el “Knotfest meets Forcefest”

El primer día del llamado “Knotfest meets ForceFest” terminó siendo un caos y una experiencia digna del olvido para los miles de asistentes que se dieron cita en el Deportivo Oceanía pues, debido a que la valla que dividía las secciones general y preferente del escenario principal fue derribada, las bandas Evanescence y Slipknot -las principales del evento- cancelaron sus presentaciones.

El caos devino luego de que las barricadas y vallas de seguridad en el escenario principal colapsaron ante las multitudes que se arremolinaban para ver a las bandas titulares, donde quedaron algunas personas aplastadas provocando el retraso de Evanescence, quienes tenían previsto tocar a las 21:10 horas.

Cuando eran las 23:00 arribaron los fans de Slipknot enterándose de la demora, detonando el fastidio y desesperación ante la carencia de noticias. Fue hasta 20 minutos antes de la medianoche -es decir casi tres horas después- que se escuchó una voz nerviosa en el audio:

“Necesitamos el apoyo de todos ustedes, les pedimos de la manera más atenta que se recorran hacia atrás de la barricada del área general para que pueda entrar la seguridad, y poder reparar esto y continuar con el show”.

Las rechiflas llegaron y aunque los presentes aguardaron fielmente, las agrupaciones decidieron no subir al escenario, mientras Evanescence suscribía en su cuenta de Twitter:

Estamos desconsolados, no pudimos tocar para ti esta noche, Ciudad de México. ¡Tu seguridad, tu vida es más importante que cualquier espectáculo! Te amamos y volveremos pronto, eso es una promesa.

Aunque una gran mayoría decidió partir del parque ubicado en la alcaldía Venustiano Carranza, un puñado de enardecidos prendieron fogatas en el espacio del entablado principal, destruyeron los instrumentos y prendieron fuego a la batería de Evanescence.

“¡Esto es México!”, se escuchaban los berridos de la audiencia endemoniada y poseída de furia. La infinidad de quejas se escuchaban entre la gente, especialmente el caso del robo de celulares, como le sucedió a un joven que venía desde Los Cabos, Baja California Sur:

“Me robaron mi iPhone de 30 mil pesos”.

Había personas de Monterrey, Cuernavaca y distintos puntos de la República que acusaron a la promotora Live Talent del desorden:

“Todos sus conciertos siempre terminan mal”.

Esta es la segunda ocasión consectivva del ForceFest en las que se presentan problemáticas, pues en la edición de 2018 realizada en Teotihuacán, varias bandas estelares como Rob Zombie, Lamb of God, Testament y Danzig cancelaron sus presentaciones por problemas de organización.

Entre lo destacable de la infernal fecha sabatina fue la presencia de bandas como Stratovarius, Behemoth y Papa Roach, quienes dieron una gala reluciente de estridentes sonidos.

Noticias Relacionadas

Ebrard vendrá a la frontera para atender emergencia por tiroteo en El Paso

Redaccion

Fueron ocho los muertos tras enfrentamientos en Culiacán.

Redaccion

Peña Nieto y su novia, se disfrazan para poder cenar.

Redaccion

Dejar un comentario